Enamorarse en los viajes

Febrero 14th, 2016 / by / in: Viajes / 3 Responses

Cuando uno prepara un viaje ya sea sólo o con amigos,  tienes tantas cosas en la mente, como las rutas que vas a hacer, los tiempos que destinaras en cada ciudad, los museos o atracciones turísticas que vas a visitar, piensas en el dinero que tienes que ahorrar, meditas en lo que dejarás atrás y en la manera de deshacerte de tus cosas (si te vas por largo tiempo). Pero creo que no se te pasa por la cabeza que te puedes enamorar, por lo menos yo nunca lo pensé… sí, eso de tener alguna aventura, si ¿por qué no? pero… ¿enamorarme?

Y aquí me confieso…porque si, así fue… enamorada perdidamente de un chico que conocí en Tailandia y que logramos, en nuestros 3 meses que viajamos por el sudeste asiático, cambiar algunas rutas para poder reencontrarnos y disfrutar de estar juntos.

Si hay algo que te acerca a alguien en un viaje, es la gran afinidad que se puede dar, la que se refleja en la ansiedad de vivir el día a día a concho, conociendo diversas culturas y diferentes paisajes; viviendo nuevas experiencias  sin importar si es martes o domingo, sin importar qué hora es, ni que hay que hacer o  que hay que comer; sin apegos a lo que está detrás de cada uno, sin recuerdos y ataduras, olvidando de donde vienen, sólo viviendo el momento.

A pesar de que yo y él no hablábamos el mismo idioma, el lenguaje toma sus formas y eso lo hace ser único. Si bien lográbamos comunicarnos en el inglés básico que sabía cada uno, había algo más allá de esto; la química, la empatía, la complicidad, la alegría de estar juntos, el nerviosismo en cada reencuentro, y a la vez, las lágrimas en cada despedida.

Lindos recuerdos que alegran el alma. Una linda oportunidad de haber estado en lugares maravillosos con una gran persona,  compartiendo risas, besos, caricias, bailes, abrazos, entre otras cosas.

El destino no logró juntarnos nuevamente, sin embargo, estas experiencias siempre se recuerdan con una gran sonrisa y se agradece al Universo por darte estos regalitos en la vida.

En los viajes te encuentras con diferentes personas que te marcan de alguna forma, y no me refiero solamente a relaciones amorosas. Con algunas logras mantener una relación de amistad de por vida (aunque sea a la distancia). Otras son angelitos en tu camino porque te acompañan o  te ayudan en alguna travesía, pero no vuelves a saber de ellos. Lo lindo es llegar a tener afecto por estas personas que ya forman parte de ti, sin  importar la edad, su religión, su tendencia política, su cultura, etc.

Con ellos siempre aprenderás mucho de sus experiencias y no me cabe duda que te motivarán a seguir viajando.

Amigas viajeras me han contado sus experiencias amorosas, algunas se han casado con el amor de viajes, otras recorren el mundo ahora con su pareja, otras se reencuentran con un ex en otro país y renace el amor, otras encuentran una afinidad tremenda con una persona pensando que es su media naranja, pero luego terminan siendo grandes amigos, o se encuentran con quien creen su príncipe azul, pero luego de un par de copas, el chico termina contándole lo mal que están por una ex (creo que esto me pasó a mí también).

Por eso, si te enamoras, disfruta ese presente a concho, sin cuestionamientos y sin pensar en un futuro, aunque pueda existir, sólo disfruta mientras estén juntos.


3 Comments to Enamorarse en los viajes

Agregar un comentario